Bronquitis
0
Bronquitis

Bronquitis Bronquitis

Share

¿Qué es la bronquitis?

La bronquitis es una afección en la que las vías respiratorias de los pulmones, llamadas bronquio, se inflaman y provocan tos, a menudo con mucosidad. La bronquitis puede ser aguda (a corto plazo) o crónica (a largo plazo).

Mire lo que sucede en los pulmones cuando tiene bronquitis crónica. Medical Animation Copyright © 2022 Nucleus Medical Media. All rights reserved.

¿Qué causa la bronquitis?

La bronquitis aguda es muy común. Las infecciones virales, como el resfrío o la gripe, suelen ser la causa, y la mayoría de las personas se recuperan después de unos días o semanas. En ocasiones, la bronquitis aguda puede deberse a una infección bacteriana.

La bronquitis crónica es una tos continua que dura varios meses y regresa durante dos o más años seguidos. La tos es productiva, lo que significa que produce mucosidad. En la bronquitis crónica, el revestimiento de las vías respiratorias está constantemente inflamado. Esto hace que el revestimiento se hinche y produzca más mucosidad, lo que puede dificultar la respiración. La bronquitis crónica suele ser parte de una enfermedad pulmonar grave llamada enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC). Tanto la bronquitis crónica como la EPOC son causadas en la mayoría de los casos por fumar cigarrillos.

Las personas mayores, quienes han estado expuestos a vapores o humo pasivo, tienen antecedentes familiares de enfermedad pulmonar, antecedentes de enfermedades respiratorias infantiles o enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE), también tienen un mayor riesgo de desarrollar bronquitis crónica.

¿Se puede prevenir?

Es posible que pueda prevenir la bronquitis o reducir las posibilidades de volver a contraerla haciendo lo siguiente:

  • Si fuma, deje de hacerlo.
  • Evite los gases, la contaminación del aire o el humo pasivo (el humo del cigarrillo de otra persona).
  • Vacúnese contra la gripe todos los años.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas son los mismos para la bronquitis aguda y crónica, e incluyen:

  • Tos con mucosidad
  • Dolor de pecho
  • Fiebre baja
  • Dificultad para respirar
  • Sibilancias

Cuándo ver a un médico

Por lo general, la bronquitis aguda desaparece por sí sola, sin tratamiento.

Vea a su médico si la tos no desaparece después de 2 o 3 semanas, si empeora o si tiene problemas para respirar.

Para diagnosticar la bronquitis, su médico le hará un examen físico y le preguntará sobre su historial médico y sus síntomas. El médico también puede ordenar un análisis de sangre para buscar signos de infección o una radiografía de tórax para ver si sus pulmones y bronquios se ven normales, y para descartar una neumonía.

¿Cómo se trata?

Bronquitis aguda

La bronquitis aguda a menudo desaparece por sí sola sin tratamiento por parte de su médico. Sin embargo, puede tomar medidas en casa para sentirse mejor:

  • Beba té o agua con unas cucharaditas de miel.
  • Utilice un humidificador en las habitaciones donde pasa mucho tiempo.
  • Tome medicamentos de venta libre (OTC) que aflojen la mucosidad.
  • Tome un medicamento antiinflamatorio no esteroideo (AINE) como el ibuprofeno.

Los médicos suelen recetar antibióticos solo si descubren que tiene una infección bacteriana, que es más común en los niños pequeños. Si está tomando algún medicamento recetado o tiene otras enfermedades, hable con su médico antes de tomar cualquier medicamento de venta libre.

Bronquitis crónica

El objetivo del tratamiento de la bronquitis crónica es ayudarle a respirar mejor y controlar sus síntomas. Su médico puede hablarle sobre lo siguiente:

  • dejar de fumar
  • tomar medicamentos para ayudar a despejar las vías respiratorias o para evitar que los síntomas empeoren
  • oxigenoterapia para ayudarle a respirar mejor
  • rehabilitación pulmonar para aprender técnicas de respiración como la respiración con los labios fruncidos, y ayudarle a evitar que los síntomas empeoren
Last updated on