Estudios sobre el sueño
0
Estudios sobre el sueño

Estudios sobre el sueño Estudios sobre el sueño

Share

 

Mujer durmiendo en una cama en el hospital con cables pegados a la cara que están conectados a una caja para un estudio del sueñoVea información sobre pruebas o estudios que se usan para diagnosticar trastornos del sueño.

Los estudios del sueño, también conocidos como polisomnografía, son pruebas indoloras que miden qué tan bien duerme y cómo responde el cuerpo a los problemas del sueño. También se usan para ayudar a los médicos a diagnosticar trastornos del sueño.

Los tipos más frecuentes de estudios del sueño registran las ondas cerebrales y monitorean la frecuencia cardíaca, la respiración y la cantidad de oxígeno en la sangre durante una noche entera de sueño.

Otras maneras de estudiar el sueño son:

  • las pruebas de latencia múltiple del sueño miden la rapidez con que la persona se duerme durante una serie de siestas diurnas y se emplean sensores para registrar la actividad cerebral y los movimientos oculares;
  • una prueba de mantenimiento diurno de la vigilia mide la capacidad de permanecer despierto y alerta;
  • los monitores de actividad ayudan a los médicos a ver cuánto duerme una persona y qué tan bien duerme. Se usan en el hogar durante varios días o, a veces, semanas.

Las pruebas de sueño pueden ayudar al médico a diagnosticar problemas respiratorios relacionados con el sueño, como la apnea del sueño, trastornos convulsivos relacionados con el sueño, trastornos de movimientos relacionados con el sueño y trastornos del sueño (en inglés) que provocan cansancio extremo durante el día, como la narcolepsia (en inglés). Los médicos también pueden usar las pruebas de sueño como ayuda para diagnosticar o descartar el síndrome de piernas inquietas.

El médico determinará si usted necesita una prueba de sueño en un centro de sueño o si puede hacerla en casa con un dispositivo portátil. Las pruebas de sueño en un centro de sueño generalmente duran una noche. Le colocarán sensores removibles en el cuerpo cabelludo, la cara, los párpados, el pecho, las extremidades y en un dedo de la mano. Esos sensores registran las ondas cerebrales, la frecuencia cardíaca, el esfuerzo y la frecuencia respiratorios, las cantidades de oxígeno y los movimientos musculares antes del sueño, mientras duerme y después de despertarse. Hay un pequeño riesgo de irritación por los sensores, pero la irritación desparecerá al quitar los sensores.

El médico revisará los resultados de la prueba de sueño y creará un plan de tratamiento para cualquier trastorno del sueño diagnosticado. Los trastornos del sueño que no se tratan pueden aumentar el riesgo de insuficiencia cardíaca, presión arterial alta, accidente cerebrovascular, diabetes y depresión. Los trastornos del sueño también se han relacionado con un aumento del riesgo de lesiones y accidentes automovilísticos.

Se usa para:
Last updated on