Trastornos pleurales
0
Trastornos pleurales

Trastornos pleurales ¿Qué son los trastornos pleurales?

Share
La Figura A muestra la ubicación de los pulmones, las vías respiratorias, la pleura y el diafragma. La imagen insertada a la izquierda muestra una vista más cercana de las dos capas de la pleura y del espacio pleural. La Figura B muestra pulmones con pleuresía y neumotórax. La imagen insertada a la derecha muestra una vista más cercana de un pulmón infectado con capas pleurales engrosadas e inflamadas.
Pulmones normales y pulmones con pleuresía y neumotórax. La Figura A muestra la ubicación de los pulmones, las vías respiratorias, la pleura y el diafragma. La imagen insertada a la izquierda muestra una vista más cercana de las dos capas de la pleura y del espacio pleural. La Figura B muestra pulmones con pleuresía y neumotórax. La imagen insertada a la derecha muestra una vista más cercana de un pulmón infectado con capas pleurales engrosadas e inflamadas.

Los trastornos pleurales son afecciones que afectan el tejido que cubre el exterior de los pulmones y recubre el interior de la cavidad torácica. El tejido se llama 'pleura', y el espacio delgado entre sus dos capas se llama 'espacio pleural'. Una pequeña cantidad de líquido llena el espacio pleural y, cuando inhala y exhala, este líquido ayuda a que las capas pleurales se deslicen suavemente una contra la otra. Una lesión, inflamación o infección puede hacer que la sangre o el aire se acumulen en el espacio pleural y provoquen un trastorno pleural.

Hay tres tipos de trastornos pleurales: la pleuresía, el derrame pleural y el neumotórax, y tienen diferentes causas. La pleuresía es la inflamación de la pleura. El derrame pleural y el neumotórax ocurren cuando una infección, una afección médica o una lesión en el pecho provocan la acumulación de líquido, pus, sangre, aire u otros gases en el espacio pleural.

El dolor de pecho, la dificultad para respirar y la tos son síntomas comunes de todos los tipos de trastornos pleurales, pero el tratamiento para los trastornos pleurales varía según el tipo que tenga y su gravedad. Si no se tratan, los trastornos pleurales pueden provocar problemas graves, incluido el colapso completo del pulmón, shock o sepsis.

Last updated on